15.6 C
Lambaré

Vecinos del barrio Mbachió y Puerto Pabla denuncian a iglesia por polución sonora

Sugerimos Leer

Cae en Paraguay la banda de «la estafa de la caja fuerte»

Una banda internacional fue desbaratada ayer por la Policía con la detención de seis integrantes y la incautación de 68.000 dólares auténticos...

Recuperan en Lambaré cemento denunciado en Salto del Guairá

La Policía y la Fiscalía recuperaron en un depósito de Lambaré un cargamento de 613 bolsas de cemento de 50 kilos, de...

Insólito robo de un camión descompuesto en Lambaré

Un camión de cargas que estaba depositado en un taller mecánico de nuestra ciudad desde hace seis meses fue robado por una...

Buscan a Loki, perro perdido en Lambaré

Un perro que responde al nombre de «Loki» se perdió en el barrio Valle Apu'a I de Lambaré. Por ello, los dueños...

«Lo único que queremos es que cierren las paredes, pongan aislamiento acústico y aprendan a estacionar y no lo hagan frente al garaje de los vecinos», expresó Cyntia Fensterseifer, pobladora del barrio Mbachió II, quien aseguró que los vecinos de la zona están hartos de la polución sonora que genera el centro religioso del Ministerio Ejército de Avivamiento del Reino de Dios.

Según comentó Cynthia Fensterseifer, el centro religioso del Ministerio del Ejército del Avivamiento del Reino de Dios se instaló en la zona del barrio Mbachió II en marzo de 2020. De esta forma, la pobladora explicó que «los fines de semana son un circo. Dependiendo del viento, (el sonido) se puede llegar a escuchar a 10 cuadras. Escuchás como si estuvieses ahí. Cuando ellos empiezan los cultos, no podés hacer nada que implique concentración».

En este sentido, Fensterseifer afirmó que, en las prácticas religiosas que realiza la mencionada iglesia, «aparentes exorcismos» se transmiten en cuatro o cinco altoparlantes. Además, explicó que los integrantes del centro religioso suben a containers de su local y reproducen una trompeta que se puede oír en todos los puntos del barrio.

«Esa trompeta suena a cualquier hora y te despierta. Una vecina, que está a 20 o 30 metros del lugar, tuvo que dejar uno de sus cursos universitarios por la polución sonora. A otro poblador le estafaron con dinero falso dos veces en el mes, porque no duerme y no puede concentrarse. No nos interesa saber lo que pasa dentro del culto, la polución sonora es lo que nos molesta. La libertad religiosa de ellos termina donde comienza la nuestra. Me veo obligada a participar pasivamente dentro de un culto que no es mío por el sonido. Así, están violando flagrantemente mi libertad religiosa», mencionó la pobladora del barrio Mbachió II.

Harta de la polución sonora, Fensterseifer acudió a la Municipalidad de Lambaré y la Fiscalía por los fuertes ruidos que genera dicho centro religioso. No obstante, aunque realizó las denuncias en enero, aún no recibió ninguna respuesta.

Ante la falta de acción de las autoridades, los pobladores del lugar se vieron obligados a manifestarse frente al local del Ministerio del Ejército del Avivamiento del Reino de Dios el pasado domingo, 29 de agosto.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Noticias recientes

Cae en Paraguay la banda de «la estafa de la caja fuerte»

Una banda internacional fue desbaratada ayer por la Policía con la detención de seis integrantes y la incautación de 68.000 dólares auténticos...

Recuperan en Lambaré cemento denunciado en Salto del Guairá

La Policía y la Fiscalía recuperaron en un depósito de Lambaré un cargamento de 613 bolsas de cemento de 50 kilos, de...

Insólito robo de un camión descompuesto en Lambaré

Un camión de cargas que estaba depositado en un taller mecánico de nuestra ciudad desde hace seis meses fue robado por una...

Buscan a Loki, perro perdido en Lambaré

Un perro que responde al nombre de «Loki» se perdió en el barrio Valle Apu'a I de Lambaré. Por ello, los dueños...

Policías imputados por robo de municiones

Dos policías fueron imputados por el robo de 2.500 municiones para pistolas calibre 9 milímetros. Uno dijo que lo hizo por necesidad...